Principal: Secretos y un viaje al pasado en la tercera temporada de «La casa de las flores»

Ayer se estrenó la tercera temporada de «la casa de las flores» y en 11 capítulos el director, Manolo Caro nos invita a un viaje al pasado para conocer más sobre los de la Mora, que no fueron la típica familia conservadora y acomodada de las Lomas. Años atrás, también cometieron errores y guardaron secretos que es momento de revelar.

Paulina de la Mora, es uno de los personajes que ha cautivado a la audiencia convirtiéndose en icono entre los seguidores de la serie.

En el final de la segunda temporada recordemos que nos dejó muchas preguntas como por ejemplo el resultado del aparatoso accidente automovilístico que sufrió Elena (Aislinn Derbez) y la suerte de Paulina (Cecilia Suárez), así como el inesperado retorno de la abuela Victoria (Isela Vega).

En esta temporada viajaremos al final de la década de los 70s y donde reviviremos  la juventud de algunos personajes y también conoceremos a otros que cautivaran esta historia.

La trama será al rededor de Virginia de la Mora, que en la primer temporada fue interpretado por la actriz Verónica Castro, en esta temporada estará presente durante toda la serie, pero en su versión joven y será interpretado por Isabel Burr, una actriz mexicana de 31 años.

«Para conocer el presente muchas veces hay que viajar al pasado», dijo Manolo Caro, director de la serie, al periódico El País.

Te podría interesar: Unorthodox: el último boom de Netflix

 

 

 
 
 
 
 
Ver esta publicación en Instagram
 
 
 
 
 
 
 
 
 

 

¡T3 Ya disponible! . . . @lacasadelasflorestv @netflixlat

Una publicación compartida de Cecilia Suárez (@cecilia_suarez) el

Esta serie maneja el discurso de doble moral a través de la sátira, ya que se muestra la homosexualidad, la infidelidad, el travestismo, la prostitución, hijos fuera de matrimonio y muchos otros temas que la sociedad se convierten en tabú.

“Me gusta burlarme de todo, incluso de mí mismo, de la realidad, de la doble moral mexicana, porque todos sabemos que tenemos doble moral y eso es un gancho en la serie. Hay un humor muy negro que toca temas que se pueden profundizar. Es un proyecto muy libre, desenfadado, con ataques de risa inagotables”, afirma Caro.

 




Lo Recomendado